Calificación Energética de Viviendas

Desde Marzo de 2014, según resolución Nº 1407Serrago Consultores es parte del listado de Calificadores Energéticos del Ministerio de Vivienda y Urbanismo.

 

 

  • ¿Qué es la CEV?
  • Tipos de Calificación
  • ¿Qué evalúa la CEV?
  • Beneficios de la CEV
  • Como Elegir una Vivienda Eficiente
  • El Ministerio de Vivienda y Urbanismo (Minvu), junto al Ministerio de Energía, han implementado un sistema de Calificación Energética de Viviendas que busca mejorar la calidad de vida de las familias chilenas.

    Entre los muchos beneficios que aportará este sistema, permitirá a las familias conocer la eficiencia energética de las viviendas que quieran comprar, obteniendo, además, ahorros en calefacción, iluminación y agua caliente sanitaria.

  • La Calificación Energética de Viviendas (CEV), es un instrumento de uso voluntario, que califica la eficiencia energética de una vivienda nueva en su etapa de uso -un sistema similar al usado para etiquetar energéticamente refrigeradores y automóviles- que considera requerimientos de calefacción, iluminación y agua caliente sanitaria. La CEV considera como “nuevas” las viviendas que poseen permiso de edificación posterior al 4 de enero de 2007.

    Las residencias calificadas contarán con una etiqueta con colores y letras, que van desde la A a la G, siendo esta última la menos eficiente. La letra E representa el estándar actual de construcción, establecido en el artículo 4.1.10 de la Ordenanza General de Urbanismo y Construcciones (OGUC), para aislación en muros, pisos ventilados y techo, a partir de 2007.

    Existe una Precalificación y una Calificación Energética.

    La Precalificación se realiza en proyectos de arquitectura que tengan permiso de edificación aprobado por el director de Obras Municipales. Es provisoria y su vigencia es válida hasta que el proyecto obtenga la recepción municipal definitiva.

    La Calificación, corresponde a la evaluación final y definitiva de la obra terminada. Para emitirla se califica nuevamente el proyecto, según los planos y especificaciones técnicas finales, con recepción municipal aprobada por el director de Obras Municipales, y la documentación adicional acreditada por el propietario.

    Tiene una duración de 10 años, o hasta que se realice alguna modificación que altere los parámetros con los que fue evaluada la vivienda.

  • Tanto en la Precalificación como en la Calificación, la vivienda obtendrá dos letras finales incluidas en la etiqueta:

    La primera corresponde a la Calificación de Arquitectura, que evalúa con mejor valoración, es decir con mejor letra, a las viviendas que han utilizado materiales como: aislante térmico en el techo, muros y pisos, por sobre el mínimo que exige la normativa chilena. Además, premia con mayor evaluación a las ventanas de doble vidriado hermético (termopanel), bien orientadas, por lo que permiten el ingreso del sol en períodos más fríos.

    La segunda corresponde a la Calificación de Arquitectura + Equipos + Tipo de Energía, que otorga una mejor letra a las viviendas que usan equiposeficientes e incorporan energías renovables para iluminación, calefacción y agua caliente sanitaria.

    Elementos que influyen en la calificación:

  • Las estrategias de diseño de la vivienda a calificar se comparan con una idéntica (vivienda base), que cumple con las exigencias mínimas de la reglamentación térmica, establecidas en la OGUC, y que utiliza, por defecto, gas licuado y equipos estándar para calefacción, iluminación y agua caliente sanitaria.

    Una vivienda con una mejor calificación que la vivienda base permitirá ahorrar energía en calefacción, iluminación y agua caliente sanitaria, lo que podría reflejarse en las cuentas de estos servicios.

    A

     

    Una vivienda calificada con letra A puede alcanzar ahorros de hasta un 80% respecto de la vivienda base.

     

    B

     

    Una vivienda calificada con letra B puede alcanzar ahorros de hasta un 60% respecto de la vivienda base.

     

    C

     

    Una vivienda calificada con letra C puede alcanzar ahorros de hasta un 50% respecto de la vivienda base.

     

    D

     

    Una vivienda calificada con letra D puede alcanzar ahorros de hasta un 30% respecto de la vivienda base.

     

    E

     

    Vivienda base, consumo: 19.200 kWh/año. Exigencia actual establecida en la Ordenanza General de Urbanismo y Construcción (OGUC), en la que a partir del 2007 deben cumplir todas las viviendas que se construyen en nestro país.

    La obtención de estos ahorros dependerá de los hábitos de uso de la familia que habita la vivienda, en relación a los ítems evaluados.

    Además, una vivienda con buena calificación (por sobre la vivienda base) contribuirá a mejorar las condiciones de confort térmico al interior de los hogares, reduciendo riesgos de contraer enfermedades respiratorias y otras asociadas a períodos invernales.

    Por otra parte, contar con información objetiva sobre el comportamiento energético de una vivienda beneficiará principalmente a sus potenciales compradores, quienes podrán comparar las distintas alternativas ofertadas en el mercado y elegir sabiendo cuál se comporta mejor energéticamente.

  • Este video entrega algunas claves, muy útiles, que nos ayudarán a conocer los aspectos relevantes en los que debemos fijarnos si queremos elegir una vivienda que sea energéticamente eficiente.

Fuente de información:  www.calificacionenergetica.cl